DAME, JESÚS, DE TU AGUA VIVA

49

Señor Jesús,

Maestro de vida y esperanza,

dame a beber del agua viva que brota de tu fuente,

y quita para siempre la sed de quien la bebe.

Quiero beberla cada día, como tú me la ofreces,

para calmar la sed de eternidad que mi alma siente.

Dame, Señor Jesús,

del agua viva que brota de tu fuente.

Llena mi corazón con su frescura.

Quiero darle a mi vida una nueva esperanza,

olvidar mis caprichos y mis metas,

y caminar contigo, allá donde tú quieras que yo vaya.

Dame, Señor Jesús,

del agua viva que brota de tu fuente.

Llena mi corazón con su frescura.

Quiero sanar mi vida de todas las heridas

que aún duelen,

y entregártela a ti sin condiciones,

sin miedo ni tristeza.

Señor Jesús,

Maestro de vida y esperanza,

dame a beber del agua viva que brota de tu fuente

hasta la Vida eterna.

Que renueve mi ser.

Que sacie mis anhelos.

Que me llene de paz y de esperanza.

De fe, de amor, de entrega humilde y generosa.

Hasta que llegue el día del encuentro contigo

que ya espero.

Amén.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s